"Not all those who wander are lost."

"Not all those who wander are lost."

Visitas al blog

martes, 19 de mayo de 2015

Creo

Antes que nada, y por encima de todo creo en mi. Aunque quede mal decirlo. Creo en todas las cosas que quiero, puedo y podré cambiar para hacer del mundo un lugar mejor. Creo en la fuerza que sale de mi en los momentos malos y me sorprende a mi misma cada vez que supero un nuevo reto.


Creo en toda la gente a la que quiero. Y en toda la gente que me quiere. Y en todo el poder que me dan y les doy todos los días. Creo en ayudarles, escucharles, comprenderles. En ser un apoyo y apoyarme en todas esas personas que la vida me ha puesto en el camino aunque no me las merezca. Creo en no cansarme nunca de dar gracias por tenerlas.

Creo en el poder de la esperanza. De no perderla nunca. De confiar, de cerrar los ojos y no necesitar más que la certeza de que mañana será otro día en el que todo irá, seguro, mucho mejor.





Creo en seguir hacia adelante. En no estancarme, no ahogarme en ningún fracaso. Creo en levantarme las veces que haga falta y pensar que hasta del más mínimo rasguño algo se aprende.

Porque creo en aprender todos los días de la vida. En escuchar lo que quiera enseñarme aunque alguna que otra vez me haga daño en el intento. Y agradecérselo el día de mañana cuando mire atrás y todo tenga sentido.

Creo en compartir todo lo que tenga dentro. Cada alegría y cada tristeza. En no guardarme nada para mi, nada para luego. En devolverle a la vida tantas cosas que me ha dado. Aunque me cueste, aunque prefiera quedármelas.

Creo en compartir mi tiempo, y en no perder ni uno de los segundos que tenga. En no gastarlos con tristezas, enfados ni remordimientos, ni gente que no los merezca. Creo en sacarle a cada cosa el lado bueno aunque a veces me lo tenga que inventar.

Creo en perdonar, siempre, rápido. En respetar la vida y sus tiempos. En no tener prisa por nada, saber esperar, ir despacio. Pero disfrutando de cada momento.

Creo en seguir creyendo toda la vida y creo, en definitiva, en saber aprovechar el tiempo que tenga mientras sea mío. 

Y cuando se acabe, creo, espero y me conformaré con poder decir que fui feliz en este sitio que nunca querría dejar.



3 comentarios:

  1. Yo creo en la gente como tú, que escribe cosas como éstas, para que el resto no desfallezcamos en el camino. Nos encanta! https://sinoganasaprendes.wordpress.com/

    ResponderEliminar
  2. Una entrada impresionante con un mensaje crucial. El propósito de este post, a fin de cuentas, es aprender a vivir; a vivir de verdad, bien, en condiciones.
    Una publicación imprescindible.
    http://viveynosobrevivas.blogspot.com.es/?m=1

    ResponderEliminar
  3. Si es que lo más bonito del mundo es creer. Creer en nosotros mismos, en quien nos rodea, en las personas, en la humanidad, en el poder de lo bueno...En lo que cada uno quiera, y sobre todo respetar en lo que otros creen y tratar de entenderlo, aunque no lo abraces. Impresionante. Espero veros por mi blog!!

    http://sobreviviralos20tantos.blogspot.com.es/

    xoxo.

    Valeria

    ResponderEliminar